Otra Offseason más en Tampa

Qué calor que hace en Tampa, decía Tom a su madre Mary. La verdad es que en esta época de febrero, siempre había unos días en los que el calor era insoportable, más que nada por la humedad. Cuando llegaron a casa, Mary se acostó, era normal a su edad, caminar más de una hora la cansaba mucho. Era cuando Tom aprovechaba para bajar al bar a tomarse una buena cerveza. Una cerveza fría que servía el viejo Allan. Dicho y hecho, en cinco minutos estaba dando la vuelta a la esquina hacia la Tyson Avenue, hacia su bar favorito, el Hula Bay Club. Le gustaba ese bar, todo el día retransmitiendo deportes, y sobre todo, a sus queridos Tampa Bay Buccaneers.

Entró y buscó su taburete en la barra. Siempre era el mismo, un taburete algo resquebrajado, un taburete que se movía un poco ya que estaba dado de sí de tanta gente sentada. Pero ocurrió lo que no quería, estaba ocupado por un chaval, no tendría ni 23, “que vergüenza” pensó, cómo los dejan entrar tan jóvenes. “En fin”, se sentó al lado y pidió a Allan su cerveza. Con cerveza en mano, miró al chico que estaba ocupando “su asiento” y se dio cuenta de quién era…  Bobo Wilson, uno de los Wide Receivers de sus queridos Bucs.

Esto no puede ser, le saludó con cuidado, Bobo le devolvió el saludo, y empezaron a charlar. Al rato, estaban hablando de lo divino y de lo humano. Bobo era entrañable, y muy abierto. Hablaba de cualquier cosa y no tenía pelos en la lengua. Estuvieron hablando mucho tiempo, y como no, terminaron hablando de sus queridos Buccaneers.

Impresiones Generales

“Este año no ha sido nada bueno” decía Bobo “la verdad es que teníamos muchísimas esperanzas, muchas expectativas, quizá demasiadas. Lo decía Dirk Koetter, el HC, cuando de repente, tienes esos movimientos en la offseason, ese add en el draft en primera ronda, y todo el mundo dice que tienes un ataque espectacular y vas a meter 50 puntos por partido, te lo crees”.

“Y no hay nada más malo que eso” – contestaba Tom, “Tampa se lo creyó, y los resultados aplastaron esa esperanza. El Ataque falló, pero la defensa fue horrible. Sencillamente horrible. Somos la peor defensa contra el pase. Somos la defensa que más yardas recibe, somos la última en sacks.”

«El ataque vino contagiado por un abanico enorme de receptores, nuestro QB, Jameis volviendo a luchar por su vida en cada snap, simplemente porque la OL no existe.» remataba Bobo. A lo que apostilló inmediatamente Tom, «la defensa la veo continuamente en el campo, mucho pass rush sobre el papel, poco sobre el campo. De ahí ser la última en sacks. El cuerpo de LBs de lo mejorcito, y los backs… pues somos la peor defensa contra el pase. Hacen con nosotros lo que quieren, Bobo, la verdad, cansa un poco verlo».

bla

Estuvieron conversando largo y tendido, a veces, Allan les ponía una nueva cerveza. «Con todo, las expectativas de la próxima temporada no son malas Tom, de verdad» decía Bobo, «sobre el papel, lo he oído muchas veces en el Podcast de Cañones y Football, tenemos jugadores más que decentes. Pero la dirección es pésima. Hemos tenido un carrusel de Head Coaches desde la era Gruden. Pero todo ha cambiado desde entonces. Y ahora que el GM, Jason Lycht ha confirmado todo el staff, empezando por Dirk Koetter, las esperanzas hay que ponerlas en nosotros, los jugadores. Lycht ha apostado por Koetter, Koetter ha apostado por Mike Smith, su DC, y éste no ha hecho lo mismo con el DL Coach, que parece que será el único cambio en el Staff«.

Tom argumentaba: «Hay quien dice que si haces las mismas cosas, tendrás los mismos resultados, y Tampa no está cambiando nada en la dirección. Mantiene lo mismo, y dicen que van a hacer lo mismo. Meh! No gusta. Con esa espada de Damocles encima, tenemos que afrontar una nueva temporada y quizá cargarnos de esperanza renovada, pero a los fans, Bobo, nos cuesta mucho a veces.

“Mira Tom, el otro día estuve escuchando un Podcast en español que nos sigue, se llama `Cañones y Football´y repasaban cuerpo a cuerpo el ataque, y luego hacían o simulaban todos los cortes que va a haber – yo me quedaba ¿eh? “ río Bobo “Y lo harán también con la defensa, pero si quieres, hacemos algo parecido” – “Venga Bobo, me parece bien”, respondió Tom.

Quaterbacks

En tema de QB en 2020 será el último año del contrato de Jameis, y se debe quedar como QB franquicia. Glennon parece que hay rumores de que vuelva como suplente por si se lesiona como el año pasado. Todo indica que la “magia” de FitzMagic/Patrick no ha encantado. Normal es un gafe.

Conmigo no tuvo mucho feeling, me pasaba, pero como bombeadito, y eso son pases de m…. así no. De hecho, estuve a punto de no entrar en el Roster final por sus pases. Así que mejor fuera, pero esto no se lo digas eh? – apuntillaba Bobo.

Running Backs

Ahora viene lo bueno, los corredores. «Doug Martin, ha demostrado que vale para barrer» decía Tom, con claras alusiones a HardKnocks donde “barria” a compañeros del escenario, ah, y también para jugar bien la temporada en la que renueva. No ha hecho nada.

Doug Martin – . (AP Photo/Ron Jenkins)

Bobo respondía: «Es verdad que la OL no ha ayudado, peor poco y nada. Es decir, los demás HBs le han pasado por encima. Peyton Barber parece que fue el elegido en los últimos momentos. Pero todo indica que habrá movimiento y fuerte. Vía Agencia Libre suena Le´Veon Bell, pero a quién no le suena bien – reía – . Y Tampa tiene cap para soportarlo, pero no se tiene que subir a la parra que el año que viene tocan renovaciones importantes. Vía Draft estarán otras buenas opciones. algo se debe y se hará allí.

Peyton tiene dislexia y lo ha superado completamente, Simms tiene unas manos de mantequilla que para qué contarte, en fin. Necesitamos algo, nuevo o veterano, pero con esto no descargamos a Jameis de presión para nada.

Wide Receiver y Tight Ends

«El cuerpo de receptores y de TEs no tiene casi ningún problema», decía Bobo. «Claro, qué vas a decir tú no» bromeaba Tom. «Si bien hay que decir, que la llegada de la diva de DeSean Jackson todavía no ha visto sus frutos positivos. Pero hay que confiar en que Humphries, Godwin, Martino y por supuesto, yo mismo Bobo Willson estaremos para ayudar al gran Mike Evans a descargar el ataque aéreo.»

«Es verdad que OJ Howard ganó el puesto a Brate, pero si se mantiene esa dupla (ahora tocaría renovar a Brate – es RFA) puede ser brutal y una de las mejores. Aunque hay rumores que apuntan a la salida de Brate vía trade, yo prefiero que el #TeamBrate se mantenga.

Offensive Line

Un silencio se hizo en el bar llegado este punto, ¿cómo abordarlo? Sabíamos que llegábamos a lo peor del ataque, la OL. «Bueno, decimos peor, por no decir inexistente. Un día Koetter se levanta y cambia a Ali Marpet de Guard a Center, ala… y eso se ha notado mucho este año. Se abre hacia arriba en lugar de retener. Es muy bueno, pero no es Center.

Todo por meter a un Sweezy que el año pasado se lo pasó lesionado y este año, lo que hemos visto… pues meh! bueno, mil veces mejor, pero el listón no lo tiene nada alto, ya que Donovan “cono” Smith no está, no existe, todos lo sabemos, pero sigue ahí» – comentaba desesperado Bobo. «Porque vamos a su tercer año y a cada año peor. Los Rush rivales bailan una buena canción de Country delante de el antes de placar a nuestro QB. Es algo que tenemos que arreglar.»

Ali Marpet – (Cliff Welch/Icon Sportswire)

«Pero…» – apostillaba Tom – «cada vez suena más y sería la prioridad número uno, un nombre en el Draft, el mejor Guard que hay o dicen que hay los expertos, Quenton Nelson de NotreDame. Con eso, se salvaría más de la mitad de problemas que tiene Tampa en ataque.» – «Toda la razón tienes Tom» decía Bobo.» La verdad que influye muchísimo, y aunque nos hemos centrado en los últimos años en el ataque, esto no lo hemos corregido, y Jameis no tiene tiempo y prueba de ello ha sido la lesión de este último año. Fruto de la OL tan paupérrima que tenemos».

Defensive Line

Se pusieron muy serios Bobo y Tom llegados a este punto, conocedores del tiempo que pasa la defensa en el campo y lo poco productiva que és. «Si vamos a la defensa» comentaba Bobo, «notamos que mucho McCoy, mucho Noah Spence, pero no hay pass rush existente, los QBs rivales hacen sesiones de yoga tras el snap, luego pasan, luego se sean un poco las manos y después ya si eso, viene el pass rush de Tampa, cansado. Es otro pilar y necesidad número uno-dos. Suena Vita Vea en el Draft, pero quizá el problema está en la banda: Mike Smith«.

«Es cierto» decía Tom, «sobre la base, debiera haber Pass Rush, pero no lo hay, ser la última es sacks no mola, no está nada bien. Y ser la última en defensa contra el pase tampoco. Ser la 26 contra la carrera, tampoco. Y ahí juegan un papel muy importante los Rush. Y de eso, aunque hay, no se les ve. Quizá como dices, amigo Bobo, el problema esté en la banda, pero es lo que hay, Mike Smith tendrá que cambiar muy mucho su esquema. Al menos, lo que si se ha hecho es despedir al coordinador de DL, y en espera de algo serio que venga y ponga el punto sobre las íes. «

Linebackers

Tom se aventuraba a decir: «Los LBs no han tenido problema alguno, nos ha sorprendido gratamente la llegada del rookie de LSU Beckwith. Lavonte David sigue siendo espectacular, el baluarte en la defensa, el único que da, o parece que da la cara. Pero es el eterno incomprendido para la NFL, es buenísimo, pero nunca apoyado» – «Eso es una vergüenza» apostillaba Bobo «es un puñetero espectáculo verle jugar y la NFL no le reconoce» decía decepcionado.

«Tampoco hay que olvidar a Kwon Alexander (que en su segundo año estuvo más bajo), sólo habrá que coger fondo de armario. con este buen cuerpo. Creo que ahí vamos bien servidos.

Secundaria

«Otro silencio incómodo deberíamos tener aquí ¿no Tom?»  decía Bobo… «estamos esperando la decisión de la mujer de Brent Grimes, lo que quiera ella, Tampa hará después. Es decir, está pensando si su marido se retira o no. Si se retira, hay que modificar y sumar otra prioridad. Si no, reforzar y buscar más prioridad.» – «no hicimos nada bien en traerlo quizás Bobo» – «no sé, es bueno, pero su mujer… argggg» seguía comentando Bobo.

«Es verdad que también suena también Fitzpatrick (el bueno, no el gafe) en el Draft para ayudar. En cualquier caso, parece que hay que acometer algo el el pass rush y en la secundaria para dejar de ser la defensa con menos sacks y la peor contra el juego de pase.»

Equipos Especiales

«AGUAYO!!» gritaron Tom y Bobo, tanto que los demás parroquianos del bar se quedaron mirándoles con sorpresa. Se rieron y continuaron su análisis. «Si, es verdad, este año ha sido el año de Aguayo cortado en mitad del Hardknocks. Pero lo que hemos traído después funciona. Patrick Murray es bueno y esta segunda etapa en Tampa lo está bordando. Unido a un punter que también es un espectáculo, Brian Anger. Sólo falta que existan unos equipos de retorno y de parar los rivales que funcionen.»

«Ahí faltas tu y con mayor intensidad» apuntilló Tom. «Claro, Dirk me tiene de dar esa oportunidad, puedo hacerlo».


Conclusiones

Apurando ya la última cerveza, Bobo y Tom brindaron, por este año, porque saben que en definitiva, armas hay, posibilidades de mejora también, y esperanzas en el barco nunca se pierden. A pesar de que GM ha apostado todo a Dirk Koetter y éste a su Staff. A pesar de que nos falta mucho para competir correctamente en una división que recordemos, entraron 3 de 4 en playoffs el año pasado. Y a pesar de todo, creo que Tampa reforzará sus prioridades: OL, Pass Rush, Secundaria y una renovación en el Running Back (aunque pinta que apostarán por Barber). Tiene que tener cuidado con el cap, que ahora está entre los 10 mejores equipos con cap, porque el próximo año tocan renovaciones curiosas.

Victorias de Tampa se prevén, mejor SOS que el año pasado. Un Dirk Koeter que en definitiva, estará con ojo avizor de que todo vaya bien. Renovaciones y apuntalar un poco el barco y estaremos listos para navegar en busca de victorias a pesar de los temporales que azotan a Tampa habitualmente.

Bobo y Tom se despidieron, cada uno volvía a su vida habitual. Pero con un buen recuerdo, con el recuerdo de haber analizado la situación de sus queridos Bucs. Con el recuerdo de unas cuantas cervezas, en un bar perdido de Tampa, donde pudo empezar una grata amistad. Tom seguiría viendo los partidos con el recuerdo de las palabras cruzadas con Bobo. Y éste jugaría aún con más ahínco por darle a los aficionados lo que tanto necesitan, victorias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.