Tradiciones y mascotas: Oregon State Beavers

Desde Spanish Bowl y Coollege seguimos abogando por anclar nuestra mirada en todos aquellos programas universitarios que presenten tradiciones dignas de ser recordadas, así como mascotas que constituyan -por sí mismas- un auténtico foco mediático. 

En esta ocasión, iremos al gran estado de Oregon, pero no hablaremos de patos, uniformes sorprendentes o excelsos recruitings. Viajaremos a Corvallis, una pequeña ciudad situada más al norte de la famosa Eugene. Allí, se sitúa la Oregon State University –centro de estudios mucho más prestigioso que la archiconocida Universidad de Oregon- y cuna de los Beavers. Un programa deportivo más modesto que sus compañeros de estado y conferencia, pero que en los últimos años -con ilusión, trabajo y esfuerzo- está haciendo las cosas de manera espectacular. 

Su head coach, Jonathan Smith, está sacando el máximo rendimiento a sus jugadores y la pasada campaña casi alcanzó el clímax de la elegibilidad para una bowl. Nombres importantísimos como Isaiah Hodgins, Jermar Jefferson, Hamilcar Rashed Jr., Artavis Pierce o Jake Luton dan muestra de lo bien que se está trabajando en la tierra de los castores.   

Acompáñanos en nuestro viaje por el Pacífico, conocerás al simpático y jovial Benny Beaver, y disfrutarás mientras contemplas un partido de los Beavers. No importará el resultado, pues un encuentro en el vetusto Reser Stadium constituye -por sí mismo- un auténtico espectáculo. Enfúndate los colores naranja y negro… y nunca lleves nada verde o amarillo. Llega el momento de Oregon State Beavers. 

 

BENNY BEAVER.

Benny Beaver (Benny Castor) es la mascota oficial de los equipos deportivos de la Oregon State University. No hay una fecha exacta del debut de Benny Beaver como mascota oficial, aunque las primeras fotografías de Benny, en los anuarios universitarios, datan de 1942. 

Se sabe que la revista universitaria fue la primera organización del campus en adoptar el sobrenombre de “beavers” (castores) y hay constancia de ello desde 1908. El anuario universitario, llamado “The Beaver”, comenzó a distribuirse en 1916 y, lógicamente, contribuyó a la difusión de la imagen de un castor como mascota oficial de la universidad sita en Corvallis. 

La popularidad de los castores en el estado de Oregon es tal, que la propia University of Oregon también llamaba “The Beaver” a su anuario. Lógicamente y debido a la rivalidad ancestral con su universidad vecina, renunciaría a este sobrenombre. 

Antes de adoptar a Benny Beaver, la mascota de Oregon State era un personaje llamado John Richard Newton Bell, que representaría a los Beavers desde 1893 a 1928. El tal Bell fue un famoso estudiante de la universidad, muy conocido por organizar grandes marchas estudiantiles al Marys River, después de cada victoria en la Civil War, es decir, el legendario enfrentamiento entre los programas deportivos de Oregon y Oregon State. Bell consideraba que el triunfo beaver no se completaba hasta que los estudiantes se daban un baño en el río. 

La oficialidad de Benny Beaver como mascota tiene una fecha: 1945. Ese año, el famoso artista gráfico y antiguo empleado de la compañía Disney, Arthur C. Evans, diseñó el primer logo de Benny Beaver, siendo aprobado su uso en 1951. La primera aparición de Benny Beaver en un evento deportivo data del 18 de septiembre de 1952, y el prestigio de enfundarse el disfraz de Benny fue para el estudiante Ken Austin, que -con el tiempo- se convertiría en rector de la universidad. 

El Benny Beaver más vintage / osubeavers.com

 

NUEVOS TIEMPOS, NUEVO BENNY.

Durante la década de los 80 y parte de los 90, el bueno de Benny Beaver tuvo un compañero de viaje en los encuentros deportivos, conocido como Bernice Beaver. Aunque el carácter mediático de Benny hizo desaparecer pronto a su amigo castor. En 1998, No Dinx, una ilustre tienda de diseño gráfico de Albany (Oregon), rediseñó el logo de los Beavers, por primera vez, en casi cincuenta años. 

En marzo de 2013, merced a un fructífero acuerdo entre Nike y la Oregon State University, se creó el actual diseño del logo y de la figura de Benny Beaver, que sustituía la vetusta visión de No Dinx. A partir de este momento, Benny Beaver llevaría en todos los partidos de los Beavers el número #0, que sustituía a otros dorsales como el #100 (en football) y el #6 (en basketball), usados antaño

No obstante, no siempre han sido momentos estelares para nuestro amado Benny Beaver, ya que en diciembre de 2010 aconteció un execrable hecho. Benny Beaver fue elegido, por Bleacher Report, como la décimo tercera mascota más maleducada de todos los tiempos. A pesar de esta mala prensa, Benny Beaver ganó, en 2011, el Capital One Mascot of the Year, uno de los títulos mascotiles más prestigiosos de toda la nación. Rompiendo esa nefasta fama en cuanto a su educación, Benny Beaver donó los 1000 dólares del premio a la comunidad para ayudar a los más necesitados. En 2012, el reconocimiento total le llegó al insigne Benny Beaver, pues fue nombrado integrante del All-America Mascot Team. 

Nuevo siglo, nuevo logo / buildinthedam.com

 

 

UN DÍA EN EL RESER STADIUM. 

Según reza una vieja leyenda en Corvallis: “Nunca olvidarás tu primer partido de football con los Beavers”. Este lema- del que se sienten muy orgullosos los lugareños- explica el ambiente que se vive en el Reser Stadium. No importa si el equipo gana o pierde, lo fundamental es pasar un día inolvidable. Cada partido en Corvallis es una auténtica fiesta y, sin duda- ese es el mejor triunfo. 

Si quieres disfrutar de todo lo que rodea a un partido de College Football, Corvallis es el lugar adecuado. A continuación, te damos los ingredientes fundamentales para contagiarte de esa atmósfera espectacular del Reser Stadium y ser un “beaver” más. 

 

SIÉNTETE UN BEAVER.

Existen dos colores fundamentales para sentirte como un veterano castor: el naranja y el negro. Si no tienes ninguna prenda orange or black, no debes preocuparte, ya que existen grandes e interesantes ofertas en la Beaver Store, una parada obligatoria al sur del campus. 

La elástica de Oregon State está considerada como uno de los jerséis más bonitos de toda la FBS. En la tienda oficial, encontrarás todo lo que puedas soñar… eso sí, siempre con el naranja y el negro como colores dominantes. 

La lluvia es un elemento indisoluble a Corvallis, así que un chubasquero nunca vendrá mal. La temperatura suele ser benigna, así que no debes preocuparte por ella. Ahora bien, olvídate de llevar nada amarillo o verde… Los patos no suelen ser muy amigos de los castores. Recuerda la legendaria “Civil War”, la madre de todas las batallas deportivas, el enfrentamiento entre Oregon y Oregon State.  

Delirio en el Reser Stadium / oregonstatefootballcamps.com

 

ORGULLO Y RUIDO. 

Algo vital en el Reser Stadium es hacer ruido. El ambiente en Corvallis es uno de los más hostiles para las huestes rivales. Existen dos gritos que se convierten en magia e insuflan vitalidad a los jugadores: “SKO Beavs!” y “Let’s go, Beavers!”. Ensaya bien porque vas a repetirlos muchas veces en las próximas tres horas de partido. No hay que memorizar complejas canciones o himnos solemnes. Nuestro grito de guerra es así de sencillo. 

Cuando el equipo salta al terreno de juego, un sector del estadio grita con todas sus fuerzas: “O”, el sector opuesto responde: “S”, y, finalmente, ambos lados gritan al unísono: “U”. El sortilegio se inicia y ya te has convertido en un orgulloso castor. A partir de este momento, deberás gritar como un poseso: “OSU! OSU! OSU!”. 

 

LA OMNIPRESENTE “BEAVER BLOOD”. 

El consumo de alcohol está permitido en el Reser Stadium, pero debe ser un consumo responsable. La gente de Corvallis no tolera los excesos y menos entre los estudiantes. Algo que -según las malas lenguas- no ocurre en la universidad vecina. 

Una de las bebidas más reconocidas y asociadas al espíritu de los Beavers es la llamada “Beaver Blood”. Un cóctel -a la venta en cada establecimiento del estadio-, elaborado a base de un sabroso vino local y un refrescante zumo de naranja -¡cómo no! No puedes irte del Reser sin probarlo. 

Corvallis es de esas ciudades que no se olvida. Una localidad hospitalaria, amable y que trata al visitante como un vecino más. Nuestro día de college football llega a su fin, no importa el resultado… Simplemente disfruta de la atmósfera y de la buena gente que tienes a tu alrededor. 

Civil war, la guerra de las guerras / pinterest.es

 

Desde Coollege y Spanish Bowl, deseamos que tu experiencia vital en Corvallis haya sido inolvidable. El ambiente del football universitario es uno de sus mayores alicientes y, en el Reser Stadium, ese halo que se vive y se siente es completamente impagable. Brindemos en honor del orange & black de Oregon State y de Benny Beaver con un buen trago de “Beaver Blood”…

 

🟠#SKOBEAVS!🍷 #LET’SGOBEAVERS!🍷#OSU!⚫️

 

@EduVall82, representando a @CoollegeFB

Un comentario sobre “Tradiciones y mascotas: Oregon State Beavers

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *