New York Jets y la desilusión

Pese a todas las dudas acerca de la situación de la liga, parece ser que la NFL va a comenzar. En el caso de los Jets la palabra para definir este inicio de temporada es desilusión.

Ataque: Salvar al soldado Darnold

El objetivo del ataque este año no debería ser otro que proteger a Darnold y potenciar su juego lo máximo posible. Para ello se ha reforzado la línea ofensiva (Dale aquí para ver el artículo anterior) así como el backfield. A Le’veon Bell se le han sumado el veteranísimo Frank Gore y el recién drafteado La’Mical Perine.

Las dudas surgen en el cuerpo de receptores, que pese a ser corto en 2019, este año no parece haberse mejorado especialmente, resumiéndose en el intercambio entre Robby Anderson, ahora en los Panthers, por Denzel Mims. Deberemos estar pendientes en waivers para comprobar si se refuerza esta posición, que falta va a a hacer.

 

Mike Stobe/Getty Images

 

 

Defensa: Pérdida de talento.

Con el trade de Jamal Adams a Seattle y la renuncia de CJ Mosley a jugar este año debido a la pandemia, la defensa se queda sin referentes de máxima calidad. Pese a todo es la mejor unidad del equipo con cierta diferencia. Gregg Williams es una garantía de trabajo y garantizará que pondrá en problemas a los ataques rivales. En cuanto a piezas individuales, deberán dar un paso adelante Quinnen Williams en su segunda temporada, Avery Williamson después de su lesión de rodlla en la pretemporada pasada y Marcus Maye, que deberá intentar suplir la baja de Adams. Como hombre a tener en cuenta, destacar al CB Blessuan Austin que mostró muy buenas maneras en 2019.

 

Kevin C. Cox/Getty Images

Previsión de temporada.

Con un roster de menor calidad al de la temporada 2019 y con un calendario infinitamente más complicado, no parece que los Jets vayan a siquiera igualar el record de 7-9 del año pasado. Esto en un equipo serio debería suponer el despido del head coach, pero en una franquicia disfuncional como los Jets nunca se sabe.

Victorias: Broncos (H), Chargers (A), Dolphins (H), Raiders (H), Browns (H).

Derrotas: Bills (A), Niners (H), Colts (A), Cardinals (H), Bills (H), Chiefs (A), Patriots (H), Dolphins (A), Seahawks (A), Rams (A), Patriots (A)

Estos resultados permitirían al equipo acabar con un récord de 5-11 y a escoger previsiblemente entre el 4 y el 10 en el próximo draft. El equipo no da para más que para la desilusión.

 

 

Garión

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *