Los Redskins dan una de cal y una de arena

Mi padre es arquitecto, y alguna vez me explicó esta frase popular: «En la obras aspirar la cal es peligroso, en cambio cuando hay una nube de arena los trabajadores no necesitan un tapabocas.» Por ello la cal es mala y la arena buena en el ambiente de una construcción. Una semana buena y una mala. Así llevamos muchos años los aficionados de Redskins. Estas dos últimas semanas así han sido.

El Monday Night

Cuando mande mis picks de la quiniela 2018 de Formación Escopeta en este partido fui con Redskins. Mientras fue avanzando la semana me di cuenta de lo complicado que sería el encuentro. Las armas ofensivas de Saints son muchas y yo aún tenía (o tengo) dudas en la defensiva del equipo. Los números dicen buenas cosas, pero mi percepción es que el equipo no tiene tan buena defensiva.

Mi pick en la quiniela fue erróneo, mis sensaciones en la semana acertadas.

El partido fue una barrida por parte de Saints y una semana para olvidar, sobretodo por las desatenciones del lado defensivo. Parecía que era la primera vez que esos jugadores jugaban juntos. Resultado final 19-43 y Andrew Christopher Brees entrando al libro de los récords.

Alex Smith en el locker Room (foto Garett Campbell Washington Redskins)

Segundo de la NFC Sur

Olvidamos la semana 5 y dejamos atrás esos miles de errores. En la semana se supo que toda la defensiva se fue un día a cenar y hacer una sesión de Team Building. No se podía volver a permitir una actuación como la hecha en el Mercedes-Benz Superdome.

Recibíamos a los Carolina Panthers de Cam Newton y Christian McCaffrey. A mi en los personal estos dos jugadores me parecían los mas peligrosos a priori. Mi sensación era que tendríamos una derrota más. No veo al equipo conectado en ofensiva y con la mala actuación defensiva pasada, mi sentir era ese.

Pero necesitábamos un toque de suerte y algún playmaker

Para que la cuña apriete…

Josh Norman tenía el orgullo herido. Se enfrentaba al equipo que lo eligió en el draft y que no quiso darle el contrato multianual y millonario. En el partido pasado fue a la banca un par de snaps, quizás por alguna baja de juego. Esta era su oportunidad de «sacarse la espina».

El partido inició con un drive que parecía que prometía para Panthers, pero al final DJ Swearinger y Jonathan Allen detuvieron en segunda y tercera casi a mitad de campo. El primer drive de Redskins… un 3 & out y los nervios empezaban a subir.

Pero llegó el primer error de Panthers. El wide receiver rookie DJ Moore en un regreso de despeje, suelta el balón cerca de la propia yarda 20 y recuperan los Redskins. Posterior a eso, pase de Alex Smith a Vernon Davis y el marcador se movía por primera vez.

Vernon Davis recibiendo el balón para abrir el marcador en la semana 6 (Foto: Garrett Campbell/Washington Redskins)

…Habrá de ser del mismo Palo

Segundo drive de Panthers es un 3 & out. Después los Redskins parecen empezar a establecer su ofensiva West Coast. Peterson haciendo los cortes adecuados, Jordan Reed con su gran nivel y logrando mover las cadenas, Kapri Bibbs ayudando en el juego terrestre… Y todo termina con el segundo TD de la tarde anotado por Paul Richardson.

Luego ya en el segundo cuarto, un pase dirigido a Devin Funchess es interceptado por Josh Norman. Empieza así su gran partido.

Un poco más tarde, una vez más DJ Moore suelta un balón y esta vez, forzado por Norman con tremendo puñetazo. Es así como logras ser un playmaker a la defensiva. Es por eso que tiene el contrato que tiene.

¿Y al final?

El resto del juego fue un guión perfecto para Alex Smith y sus habilidades como game manager. Panthers se acercó, pero no lo suficiente. Sufrimos los aficionados, parecía que en el último drive abajo por seis puntos Cam podía darle la vuelta, pero la defensiva se comportó a la altura.

Todo lo mal que jugó la secundaria contra Saints, jugó en este partido muy bien. Buenas coberturas y ayudando mucho a esa defensiva prevent que usa mucho Greg Manusky. Solo mandando 4 linieros defensivos y 7 atrás para que el QB no encuentre receptores. Este sistema no nos gusta a los aficionados, nos pone muy nerviosos y más aun cuando enfrente tienes un QB del tamaño de Cam Newton, que te puede sorprender con su brazo o sus piernas. Sin embargo en el ultimo drive, Manusky mando algunas veces a 5 hombres para presionar a Newton y las coberturas de la secundaria ya en zona roja detuvieron a los Panthers. Tres pases incompletos para terminar el partido. Triunfo sufrido.


Lo que viene

Cowboys en el Fed Ex Field. Un quarterback móvil como Dak Prescott, que dio un gran partido contra los Jaguars. También con Ezekiel Elliott, que es sin duda uno de los mejores RBs de la liga, al mejor que hemos enfrentado. Pero sobretodo una defensiva que esta jugando a un gran nivel con Jaylon Smith, Leighton Vander Esch y DeMarcus Lawrence al mando. Muy duro encuentro divisional, que de salir ganadores determinaría mucho del futuro del equipo en la temporada. De perderlo, sería un golpe emocional ya que además de perder el liderato de la división la racha perdedora contra Cowboys se alargaría, y el equipo necesita esta victoria.

 

Cualquier comentario, duda, sugerencia o queja contáctenme en mi cuenta de twitter @imaisterrena

 

 

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.