Los Buccaneers de “Fitzmagic” frenan a los Eagles

En el soleado domingo de la bahía, se vieron las caras los que por motivos opuestos son dos de los quarterbacks “suplentes” (si obviamos novatos) más peculiares de la nfl.  Su peculiriadidad reside en que ambos se han mostrado capaces de llevar con éxito a sus equipos, Eagles y Buccaneers respectivamente, pese a que nadie se los llegará jamas a creer al 100%.


Foles campeón de la Superbowl, es el QB2 más fiable de la competición pese a sus limitaciones y Fitzpatrick​ posiblemente sea el QB2 más talentoso de la liga, pero que puede llegar a resultar un absoluto agente del KAOS.

Mike Ehrmann/Getty Images North America

 


Versión Fitzmagic y trió estelar de receptores

Nada más ponerse en juego el balón ya se vio que los Eagles tendrían que lidiar con la versión “Fitzmagic” del QB local, un pase perfecto a DeSean Jackson puso rápidamente la ventaja en el marcador para los Buccaneers y obligo a los Eagles a remar contra corriente todo el partido.

El choque resulto una autentica pesadilla para la secundaria de Philadelphia que en ningún momento pudo sujetar a los tres puntales del ataque aéreo de los Bucs, Jackson, Evans y Howard.

Dejando aparte las Big Plays, Mike Evans fue un autentico martillo pilón toda la tarde.
La jugada que mato a los de Philadelphia fue el segundo Big Play de los Bucs, después de una pésima jugada defensiva que termino con un TD de O.J Howard de 75 yardas cuando parecía que los Eagles empezaban a tomarle el pulso al partido. Evans hizo el resto antes del descanso dejando el partido muy cuesta arriba para los visitantes. Partidazo de los Bucs y derrota inapelable.

Foto AP

 


La secundaria de Philadelphia

Muy a menudo nos referimos a los ataque explosivos que abundan en la liga como ataques de fuegos artificiales, pero para entender la defensa de los Eagles ideada por Schwartz, tambien podríamos referirnos a este adjetivo. Es una defensa que no busca tanto la contención sino la sorpresa, el colapso, la acción inesperada y justamente por este motivo es una defensa que gana partidos, pero que puede tener actuaciones muy desafortunadas como la del domingo. La defensa de Philadelphia es habitualmente un juego del todo o nada.

Si recordamos la Superbowl LII, la secundaria de los Eagles estuvo la mayor parte del partido a merced del ataque de Brady, pero finalmente llego un “big play”, lo que podríamos denominar la “bomba” defensiva… eso es la defensa de los Eagles.
Obviamente para llegar a ese punto se necesita un ataque que resulte creíble y del que carecían el domingo, un ataque que tras la marcha de Blount deberá contar con Wentz, Jeffery y Sproles…o por lo menos con dos de estos tres nombres.

 


Week tres, entra Wentz, ¡honores para Foles!

Cualquier persona que señale a Foles para explicar la derrota en Tampa estará cometiendo una enorme injusticia, el partido de Foles fue mas que correcto. Parece que se confirma que Wentz estará listo para la semana tres, lo que llevará al bueno de Nick de nuevo a la suplencia.

Todos sabemos que Foles no será jamas considerado un súper clase y es precisamente por este motivo que se hace mas MONUMENTAL su aportación en estos meses de ausencia del fenómeno de North Dakota.

Para la gente de Philadelphia, Foles será para siempre un ejemplo increíble de profesionalidad y explotación al límite de unos recursos muy inferiores a los de otros jugadores, que ni en sueños serán capaces de ofrecer a sus equipos un rendimiento tan extraordinario como el de este jornalero del football nacido en Texas.

RESPECT.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *