La XFL se gradúa

Tras el fin de temporada prematuro provocado por el COVID-19, la XFL ha tenido su particular graduación.

Por desgracia, el COVID-19 nos ha trastocado la vida a todos y se ha llevado ya a muchas personas por delante. El deporte ha tenido por tanto que parar por primera vez de una forma completa desde la Segunda Guerra Mundial. Todas las ligas han tenido que detenerse, algunas en situaciones tan dantescas como la NBA antes de un partido debido al positivo de Gobert y otras después de jugar a puerta cerrada o con distintas medidas como la Euroliga. Pero la XFL directamente decidió frenar y dejar la temporada a media antes que arriesgarse a más contagios.

Los fans evidentemente están tristes, un problema tan grave a veces tiene en el deporte su forma de evadirse y la XFL había conseguido el cariño de mucha gente. No obstante, es evidente que en esta situación, hubiese sido una temeridad seguir con la competición. Pero rápidamente la liga llegó a un acuerdo con la NFL para permitir que sus jugadores pudiesen entrar dentro de la agencia libre de la liga más grande, algo que en un primer momento la XFL había negado como opción.

 

PJ Walker y Jordan Ta´Amu, los primeros elegidos.

Y a pesar de que eso podía provocar que la NFL demostrase su desidia hacia los jugadores de la “liga menor”, la realidad ha sido opuesta. A las horas de abrirse los plazos para firmar, empezaban las primeras noticias de donde podían recaer varios jugadores, entre ellos dos QBs como PJ Walker y Jordan Ta´Amu. Hay que decir que para los fans de la liga, estos dos nombres no sorprenden debido a que fueron los mejores de la competición con diferencia.

PJ vuelve a reunirse con Matt Rhule en Carolina tras su conexión en Temple. El joven QB estuvo en los Houston Roughnecks y era hasta la quinta semana (última disputada) el MVP de la liga. Con muy buen brazo, ágil dentro del pocket y con capacidad para correr era una suerte de Mahomes para Houston. Su llegada a Panthers además vino precedida por la marcha de Allen a Redskins, lo cual implica que peleará el puesto de QB2 frente a Will Grier una vez Newton está fuera y Teddy es el titular. Una opción más que probable de hacer roster para PJ, el cual estuvo antes en la PS (practice squad) de los Colts.

 

Jordan Ta’Amu / khsb.com

 

Ta´Amu por otro lado venía con mala fama de universidad debido a no aprovechar del todo a sus receptores en Ole Miss. No obstante, en los St. Louis Battlehawks pudimos ver a un QB serio, de clara vocación dual-threat y capaz de leer muy bien la situación de partido. Más un game manager que un game changer, el jugador irá a Kansas a aprender de la mano de Andy Reid. El joven aún así lo tendrá difícil en su primera experiencia en la NFL, teniendo que pelear contra Chad Henne para conseguir ser el suplente de Patrick Mahomes.

 

Los Pittsburgh Steelers de la XFL.

Pittsburgh ha sido el equipo que ha optado de una forma más decisiva por la XFL y tiene sentido. Mike Tomlin piensa que va a ser una pretemporada corta (si es que hay temporada) y ha optado por jugadores que han estado en activo hasta marzo, con además buen ojo para los jugadores firmados. Jarron Jones es el único jugador de ataque de la lista de fichajes y su historia es curiosa. Siempre fue un DL hasta llegar a la NFL, donde dio el paso a OT y en la XFL fue capaz de funcionar dentro de la rocambolesca línea de los New York Guardians con esa posición de center siempre en duda.

Pero donde Steelers se ha centrado es en la defensa, con el fichaje de Cavon Walker como gran estrella ya que el joven DT de Guardians se estaba saliendo, siendo el jugador con más sacks al final de la liga. A él se une Dewayne Hendrix, uno de los buenos DE que tenían los St Louis Battlehawks en una primera línea interesante. El joven también puede jugar como OLB y es una estrella de la universidad de Pittsburgh, así que el joven volverá a la que fue su casa durante sus años universitarios.

 

Jarron Jones / xflnewshub.com

 

En cuanto al resto, Tyree Kinnel ha sido la solución para la posición de Safety, donde estuvo jugando en los DC Defenders. A estos nombres hay que unir el de Christian Kuntz, un Linebacker que también puede jugar de Long Snapper y que ya estuvo el año pasado con Steelers en los camps de verano. Será complicado que los 5 jugadores hagan roster, pero a nadie le debería sorprender que al menos 3 si estuviesen en ese roster de inicio de temporada.

 

La ausencia de Cam Phillips y el resto de fichajes.

Cam Phillips es de momento el gran nombre que falta para los fans de la XFL. El joven receptor enamoró a cualquiera que viese a los Houston Roughnecks, consiguiendo separación de forma constante y expandiendo el campo de forma vertical gracias a su velocidad y a sus dobles movimientos. El jugador aún no ha firmado pero no por falta de interés, si no por el drama del mercado de WR. Se han hundido los sueldos debido al talento existente en el draft y Cam aún no se ha decantado por ningún equipo. No obstante, tanto Miami Dolphins como Cincinnati Bengals estarían detrás del jugador.

Respecto al resto de fichajes hasta el domingo a las 16 de la tarde (hora española) los colocó en lista, destacando a Deantrick Nichols (el mejor CB de toda la competición) y Donald Parham (el mejor TE).

  • Deantrick Nichols: Cornerback que se marcha a los New Orleans Saints. Dominante y decisivo en los Houston Roughnecks, fue el que les dio la victoria frente a los Dallas Renegades.
  • Dravon Askew-Henry: De Nueva York a Nueva York, el safety se irá a los Giants aunque tiene complicado el hacer roster.
  • DeMarquis Gates: Buen linebacker con pocas opciones de ser titular debido a la sobrepoblación de la posición en Minnesota pero con opciones de roster en pelea con Gedeon.
  • Donald Parham: De universidad pequeña, el Tight End fue undrafted y estuvo cerca de hacer roster con los Redskins el pasado año. Acabó en los Dallas Renegades y se demostró como un muy buen receptor que servirá ahora para Los Ángeles Chargers.
  • Khari Lee: El segundo Tight End de esta lista, mejor bloqueador que Parham pero bastante peor receptor y ya con 28 años. Será una ayuda interesante para Matt Ryan y la diezmada línea de Atlanta por un precio muy barato
  • Nick Moore: ¡Los Long Snappers también son personas! El jugador de los Tampa Bay Vipers irá a los Baltimore Ravens para pelear el puesto con Morgan Cox en una pelea que parece prácticamente imposible para el ex XFL. Aún así, hay que recordar que normalmente de Baltimore y de equipos especiales se sale con contrato en otro lado.
  • Edmond Robinson: Otro LB. en este caso que se marcha a Atlanta Falcons. Uno de los pocos drafteados (séptima ronda en 2015 de los Vikings), el joven no lo hizo mal en Minnesota y posteriormente iría saltando por la liga sin más minutos en partido oficial. Con los Roughnecks jugó a un nivel decente, por lo que puede ser interesante para el roster. Es mejor contra la carrera que frente al pase.

 

Cam Phillips, un objetivo para distintas franquicias / houstonchronicle.com

 

Santiago Tomasi (@ElBoxDeTomasi)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *