Taysom Hill: La Navaja Suiza

Antes que vayáis más allá lo dejo claro desde el principio: Taysom Hill es de mis protegidos. Y os diré más, aún a riesgo de equivocarme: si no sucede nada extraordinario, Taysom Hill va a ser el primer QB titular de los New Orleans Saints cuando Drew Brees decida dar un paso al lado. La pregunta es clara: ¿es suficiente QB para ello?


Obviamente aquí ni sabemos lo suficiente ni tenemos el suficiente tape como para responderla. Y ya nos vale la confianza ciega que ha depositado Sean Payton desde que se cruzó por su camino este sonriente QB, mormón, de edad ya avanzada en su año de rookie. «Next QB is in the building«. Y es que Taysom enamoró al HC de los Saints y a toda la plantilla desde los Special Teams. Tiene al vestuario ganado, y eso ya es un primer cimiento. Un QB ha de ser un líder, que su equipo lo siga. Y esa parte, fundamental, de la posición ya la tiene. Pero, obviamente, no es ni mucho menos suficiente.

 

NOLA.com

 

Pero hoy nos ponemos aquí a escribir para analizar, más allá de su futuro, su presente. Y a ver si a partir de allí podemos dilucidar un futuro QB.

El partido de Wild Card ante los Vikings

Recién renovado esta offseason, en una entrevista por skype con los Saints acompañando el anuncio, Taysom nos dejó muchas revelaciones. La más importante: su rol en 2020 va a ser mucho más parecido al que tuvo el dia de playoff ante los de Minnesotta. Hacer desaparecer los snaps en Special Teams para centrarse en ese rol de Offensive Weapon que ha creado Sean Payton mientras esté Brees. Vamos con el vídeo de Costa sobre lo que hizo ese día y como se puede desarrollar en ese rol.

Las RPO

Las jugadas de Run Pass Option o RPO son una de las tendencias claras que la NFL ha cogido del college y del football de instituto. Un maestro de ello fue Cam Newton en su año de MVP, donde se convirtió en un arma imparable. Y ha ido creciendo su uso en la liga. La RPO consisten en el QB aguantando al máximo el balón entre sus manos y las del corredor, con la OL bloqueando para carrera, y decidir si hay espacio para que corra éste o se quede el ovoide para, normalmente, lanzar un pase.

Taysom cuando sale bajo centro en los Saints suele tener a Alvin Kamara en el backfield. Siempre. Y es con él con quien hace esas RPO. Ha ido leyendo poco a poco mejor las defensas. Pero aún tiene que mejorar sus lecturas porque tiende a quedarse el balón en la mayoría de ocasiones. Y a correr en la mayoría de ellas. Cómo vemos en el partido ante los Vikings, la precipitación o la mala lectura la solventa tirando de físico. Es un aspecto que tiene que mejorar todavía mucho.

Las bombas

Las bombas o pases profundos a receptores en rutas en largo puede ser una de las alternativas en las que veamos a Hill en el campo en este 2020. Ya hemos escuchado varias veces el tan tullido Brees ya no va en profundo. No tiene brazo para ello. Puede ser que parte del plan es buscar más ese tipo de jugadas con Taysom Hill en el campo.

En este caso vemos una bomba lanzada a Deonte Harris, el pequeño y velocísimo receptor de los Saints. Pero no es una cosa que nos venga de nuevo: ya en playoff de 2018 vimos un pase milimétrico a Kamara que los cebras anularon por un holding en la OL. Por cierto ese drive acabó con TD de Kamara con Hill bloqueando como FullBack.

Receptor

Aquí ya empezamos a ver su faceta más allá de debajo centro. Y es alineado como receptor. Taysom cada vez corre mejor las rutas y sus manos mejoran. Además, al ser QB, su conocimiento de las jugadas es bastante superior a la media de receptores de la liga. Si todo eso fuera poco existe una parte del juego de receptor en la que Taysom destaca: bloqueando.

En esta jugada en concreto vemos como levanta la mano al reconocer que va a estar abierto. Ese conocimiento del juego le hace anticipar la jugada perfectamente.

QB Run

Otra de las tendencias de la liga: tener QB cada vez más móviles que puedan salir del pocket y ganar yardas de carrera. Lo hemos visto, exageradamente por aplastante, en gente como Lamar Jackson. También al mismo Newton en su día. Tener un QB que pueda correr bien entre tackles y fuera de ellos da unas dimensión al ataque que hace que las defensas les cueste mucho más las lecturas pre snap.

Taysom Hill puede correr. Puede correr duro y puede correr rápido. Puede correr por dentro y, a pesar que le cueste algo más doblar la esquina, por fuera también (simplemente traza una línea recta por fuera y por allí que va). Es quizás donde puede aprovechar más su poderío físico.

Bonus Track: el pase del récord de Mike Thomas

He sido muy insistente con esta jugada en la Abadía muchos días. Pero es que me parece muy indicativa de cómo puede ser Taysom como QB a horario completo de los Saints. Lo vemos: aguanta bien con los pies plantados en el pocket, sube en él eficazmente cuando le llega la presión y espera el momento justo para lanzar el pase en una ventana muy pequeña. Taysom puede pasar, aunque escuchéis mucho lo del sólo ha lanzado 7 pases como profesional.


¿El QB del futuro?

Eso sin duda es una incógnita. Hemos visto que puede hacer con solvencia muchas de las jugadas que marcan tendencia en la liga para la posición. Y que va mejorando mucho como QB. También es cierto que ya Taysom ya tiene una edad avanzada para alguien que hace apenas nada era rookie. Pero no es menos cierto que la oportunidad se la ha ganado. Funcione o no, la oportunidad la va a tener. Es más, me decepcionaría mucho que no fuera así (más allá de si hay una lesión o pase algo incontrolable).

AP Photo/Bill Feig

Y los Saints parecen pensar igual. La mayor prueba de ello es su contrato. 2 años con un cap hit de 4.8 millones en su primer año y 16.15 en el segundo. Un 2021 con un salario de QB titular en la NFL. De un QB titular no probado. Por lo que concluímos que en 2021 tendrá su oportunidad y va a tener que demostrar que puede ser un QB titular en un gran equipo como estos New Orleans Saints. Y lo va a tutelar el mejor tutor posible.

Salud y WhoDat

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *