El Día de Acción de Gracias y el football

Comida abundante, un desfile para niños y una buena serie de partidos de football son los principales componentes de la celebración de Acción de Gracias en Estados Unidos. Procedo a resumir la historia de la celebración, de la ingesta del pavo y de por qué ciertos equipos siempre juegan en esta señalada fecha.


La historia de la celebración de Acción de Gracias

Esta celebración tiene su origen en la época colonial norteamericana en 1621. Ése es el año en el que el imaginario estadounidense data el primer Día de Acción de Gracias. La plantación de Plymouth (actual estado de Massachussets) celebró la primera buena cosecha obtenida tras un primer año de enormes penurias después de la llegada de los peregrinos a bordo del Mayflower en 1620. En 1789, el presidente George Washington dotó de mayor notoriedad la celebración, asignándole como día oficial el jueves 26 de noviembre de aque año. Pero no fue hasta 1863, en medio de la Guerra Civil, cuando el presidente Abraham Lincoln deja patente la necesidad de crear una festividad de carácter oficial federal el último jueves del mes de noviembre. Desde ese año se ha venido celebrando puntualmente.

 

El pavo

Típico pavo del Día de Acción de Gracias (Paclo pics)

Sin duda alguna, el principal protagonista de la celebración en la actualidad es el pavo. Y, aunque parezca mentira, este protagonista ha sido de reciente adquisición. El pavo toma importancia a partir de 1947, cuando la Federación Nacional del Pavo lo presenta en la Casa Blanca. Lo cual dota al acto de mucha relevancia, ya que el presidente en persona recibe su pavo en fechas cercanas al Día de Acción de Gracias. El primer presidente que recibe el pavo es Harry Truman.

 

En 1989, George H. W. Bush establecerá una nueva tradición permanente en torno al pavo, el llamado «perdón presidencial», que evita que el pavo ofrecido al presidente termine sus días en el horno de la cocina de la Casa Blanca. En la actualidad, no hay duda de que el pavo tiene el lugar más destacado en las mesas de todas las familias estadounidenses. El hecho de comprarlo, rellenarlo, cocinarlo, preparar el resto de cosas que se suelen comer (puré de patatas, maíz, salsa de arándanos…) mientras en la televisión juegan los Lions crea uno de los ambientes más especiales del año. Casi tan especial como, por ejemplo, la Navidad, suponiendo otra «excusa» para reunir a la familia. Ojito, que seguro que no tardará en llegar esta festividad a otras partes del mundo (de la mano del consumismo), como ya ha pasado con Halloween…

 

El football en Acción de Gracias

Hay dos equipos que juegan cada Acción de Gracias desde hace muchos años: los Detroit Lions y los Dallas Cowboys.

Lions y Cowboys

La tradición de que los Detroit Lions jueguen cada Acción de Gracias data de 1934. En esa época, el equipo de baseball de la ciudad, los Detroit Tigers, eran el equipo preferido de la metrópoli. Los Lions eran incapaces de crear un equipo que ganara con tanta frecuencia, incluso les costaba llegar a congregar a 15.000 seguidores para los primeros partidos de 1934.

El dueño del equipo, George A. Richards, decidió que el equipo podía conseguir más seguidores si jugaban en Acción de Gracias. El partido, que fue retransmitido para todo el país a través de la radio, generó mucha atención. El equipo vendió las 26.000 entradas que puso a la venta. En ese partido los Chicago Bears derrotaron a los Detroit Lions por 19-16. Desde entonces se convirtió en una tradición que el equipo juegue en esa fecha.

Los Dallas Cowboys iniciaron su propia tradición en 1966. El mánager general del equipo, Tex Schramm, también usó el partido para generar atención sobre el equipo. El partido fue todo un éxito ya que 80.259 seguidores llenaron el estadio, lo cual era un nuevo récord. Los Cowboys derrotaron a los Browns 26-14.

 

Premios a los mejores jugadores

Desde 1989 las televisiones entregan diferentes premios a los mejores jugadores de todos los partidos del día de Acción de Gracias. En ese año, la CBS entregó el premio de la pata de pavo (“Turkey Leg Award”) al MVP del partido que retransmitían, como una referencia cómica del comentarista John Madden (sí, el que da nombre al videojuego). Ese año el premio fue para Reggie White, de los Philadelphia Eagles. En 1994 Madden se fue a la Fox, y siguió entregando el premio hasta su retirada en 2001.

Brett Favre y Ahman Green (The Associated Press)

Desde 2002, tras la marcha de Madden, Fox instauró un nuevo premio llamado “Galloping Gobbler”: una figura de plata de un pavo que lleva un balón, parecida al premio Heisman.

Galloping Gobbler (foxsports.com)

En 1998, la CBS creó su propio premio, el “All-Iron Award”, premio del hierro total, que consiste en una plancha de plata, una referencia a una frase típica del comentarista Phil Simms. Además, el ganador recibía un postre hecho por la madre de Simms. Este año Simms ha perdido el puesto en lugar de Romo, no está claro que siga siendo igual.

Tom Brady con el All-Iron Award y el postre (Getty Images)

La NFL Network y NBC también han dado sus versiones de los premios, el “Pudding Pie Award” y el «Player of the Game».

Los jugadores de los Cowboys y Lions son los que más premios se han llevado, destacando leyendas como Emmitt Smith o Barry Sanders.

 

El mejor momento en un partido del Día de Acción de Gracias

Ha habido muchos partidos históricos jugados en el Día de Acción de Gracias. Uno de ellos ha quedado grabado en la retina de todos los que vivimos ese momento en directo por la televisión, y no me puedo ni imaginar los que estaban en el estadio.

Os pongo en antecedentes. Es el 22 de Noviembre de 2012. Se enfrentan dos equipos, rivales divisionales. En las gradas hay 79.000 personas, y otros 20 millones están (estamos) viendo el partido en casa. El primer cuarto termina con empate a 0, en un duelo que parece destinado a tener una puntuación muy baja.

Al inicio del segundo cuarto, el equipo que parecía superior se adelantó en el marcador, aprovechando un error del equipo local. Y entonces llegó… el archiconocido “Butt fumble”, la jugada que definió el paso de Mark Sanchez por la NFL. Sanchez perdió la bola tras chocar contra el culo de uno de sus OL. Aquí la podéis ver en todo su esplendor:


Con esto cierro el resumen de la relación entre el Día de Acción de Gracias y la NFL. Este jueves, antes de cenar, id alrededor de la mesa diciendo por qué cosas podéis dar las gracias este año. Salud, una familia que te apoya, un trabajo que te apasiona. Yo personalmente daré las gracias por pertenecer a esta locura llamada Spanish Bowl.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *