¡Oh QB sistema! La Batalla de Los Ángeles

La semana de los Rams comenzó con unas declaraciones de Jared Goff. A él se le llama «System QB» por parte de diversa prensa y aficionados, tanto rivales como del propio equipo, debido a que se cree que su gran éxito del año pasado se debe a McVay y que él lo más que puede aspirar a ser es un «game manager» que ni pierda ni gane partidos con su juego.

El jugador respondió algo así como «mientras ganemos que me llamen como quieran».

Y, como para reforzar sus declaraciones, Jared Goff se comió a los Chargers. Y lo hizo de la forma más difícil que hay, desde San Sebastián en el festival de cine que hay (sí, estaba Ryan Gosling, con quien guarda un gran parecido).

Batalla campal por Los Ángeles

Con esto puede definirse perfectamente el partido entre Chargers y Rams. Porque hubo de todo.

No sé qué les pasa a los Rams que en el Coliseum por algún motivo siempre la lían. Fumbles, intercepciones, lesiones… siempre pasa algo raro cuando juegan en casa los Rams.

La batalla fue un tiroteo. Dos equipos con QBs de brazo fácil y con armas. ¿Qué más puede pedirse de este partido? Los aficionados a los ataques seguro que estuvieron muy felices viendo el partido.

Jared Goff vs Phillip Rivers, pistoleros con mil balas

Sin lugar a dudas lo que marcó el encuentro, el desempeño de los dos QBs fue vital para que ambos equipos sumasen puntos en el marcador en prácticamente cada ataque.

Jared Goff

El de los Rams no hizo sino mejorar el desempeño de la jornada pasada y las sensaciones dadas. Cada partido que juega da la sensación de mejorar al anterior. Cada vez está más seguro y confiado y además demuestra una química excelente con el gran abanico de receptores que tiene a su disposición.

Gurley (51 yardas de recepción), Kupp (71 yardas), Cooks (90 yardas) y Woods (104 yardas) tuvieron una gran noche y demostraron la gran conexión que tienen con el quarterback.

Es el tercer QB de los Rams que hace varios TD y más de 350 yardas de pase en 2 partidos seguidos. Y además es el tercer jugador en la historia que lo hace con un % de pases completos superior a 75 en dos partidos consecutivos.

¿Ahora sigue pareciendo un bust? Porque está desempeñándose como un número 1 del draft clarísimo, parece que cada vez puede recaer más peso de ataque de los Rams sobre él.

La línea ofensiva

POR FAVOR. Qué línea ofensiva tenemos. Austin Blythe se ha asentado como un seguro en el puesto de Right Guard y parece que tenemos ese puesto cubierto para, al menos un año más, y no sería de extrañar que se le renovase con este desempeño.

De Andrew Whitworth poco más podemos decir que no se haya dicho ya. ¡Qué jugador por Dios! Anuló a Melvin Ingram y a cualquier otro que le pusieron delante.

Esta línea dará muchas alegrías a unos Rams que tras mil años dando pena esta posición, parece que se ha acertado por fin.

Además Whitworth dio el susto esta semana cuando se creyó que había sido operado de la rodilla, cosa que él mismo desmintió vía Twitter.

La defensa

Parece que siempre hablamos de lo mismo.

Pero hoy os traigo algo que parece ser un problema y bastante serio parece.

Los Rams crean presión, sobre todo por el centro, pero no consiguen rematar las jugadas derribando al QB rival. Una anotación de los Chargers viene precisamente de este hecho. La posición de OLB parece que será un problema para los Rams esta temporada pues salvo Ebukam, nadie más consigue crear presión desde esa posición.

Cory Littleton sigue demostrando su gran nivel como capitán general de esa defensa y además pudimos ver como Ndamuong Suh conseguía su primer sack con los de California.

Por cierto, creo que según la nueva normativa de la NFL esta acción debería haber sido pañuelo amarillo por haber caído con todo el peso de su cuerpo sobre el QB (menos mal que imperó el sentido común en este caso en los árbitros porque estas tres semanas llevan unos pañuelos que… tela).

Los equipos especiales

La bajada de calidad en el puesto de Kicker es notoria. No diré que es alarmante, puesto que se ha vuelto a confiar en Sam Ficken, quien ya estuvo con Rams el año pasado, puesto que se espera tener de vuelta a Zuerlein en más o menos un mes así que no tendría demasiado sentido buscar un K no conocido.

El susodicho Ficken falló ¡2! veces la misma patada desde 46 yardas, una se fue a la derecha de los palos y otra a la izquierda. Por lo menos hay que decir que anotó los 5 extra points.

Johnny Hekker no va a ganar el premio de mejor punter de la liga, salió por primera vez en el tercer cuarto y esperemos verlo poco, lo que sería buena señal.

JoJo Natson es una máquina retornando… pero se lesionó.

Ah, y bloqueamos un punt para TD. Cory Littleton, que parece estar en todos lados.

Las lesiones

Marcus Peters. Aquib Talib. Dominic Easley. JoJo Natson. Todos terminaron lesionados.

El que más preocupaba era Marcus Peters puesto que salió del campo apoyado en dos entrenadores y parecía que se podía haber roto el tendón de Aquiles. Por suerte la resonancia magnética descartó esta posibilidad y solo serán problemas en el sóleo, siendo su estado day to day.

Aquib Talib por el contrario parecía ser una simple torcedura de tobillo, que tendría que estar apartado una semana o dos como mucho. Sin embargo esta torcedura de tobillo es más grave de lo que se pensaba e incluso podría tener que pasar por el quirófano. De no ser así se espera que vuelva en un mes como mucho.

Dominique Easley tuvo una lesión en la rodilla durante el último partido y McVay le declaró como day to day por lo que tal vez llegue al partido del jueves.

JoJo Natson sufrió una fractura en la mano y esta semana se perderá por lo menos el partido frente a Vikings aunque podría llegar al siguiente contra los Seahawks. Al perder a nuestro retornador McVay ya ha nombrado a Kupp para retornar punts mientras que Blake Countess hará lo propio con los kickoffs.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *