Combine 2019: Ganadores y perdedores del Ataque

La Combine de la NFL, ese ejercicio de paciencia a la hora de visionar a un jugador haciendo algo que muy posiblemente jamás le obliguen a hacer a nivel profesional y donde una gran cantidad de aficionados se reúnen para ver como un señor de metro noventa y seis y cerca de 130 kilos corre 40 yardas más rápido que Sean McVay liga en Tinder.

La Combine es un ejercicio complementario para un scout y que si (de verdad) tiene valor más allá de las 40 dichosas yardas, ya que puedes separar a dos jugadores muy parecidos en tape, descubrir a un jugador que desconocías o directamente señalar a los que se separan atléticamente del resto (o intelectualmente, si hablamos de Jachai Polite)

Los datos que vamos a utilizar vienen de la web Mockdraftable y requieren un poco de contexto: los percentiles usados son la comparación de cómo testea atléticamente el jugador en cuestión comparado con el resto de su posición. Cuanto más alto sea el porcentaje de la prueba que realiza el jugador (por ejemplo, Montez Sweat es el 99% en las 40 yardas) mayor será su resultado atlético.

Y después de esta previa a lo que viene os presentamos los que para nosotros desde Route Running han sido los destacados en ataque de esta Combine 2019:

 

GANADORES:

-D.K Metcalf, WR, Ole Miss.

Vamos a atacar desde el principio a uno de los ganadores absolutos de la Combine, aunque no en todos los términos precisamente.

D.K Metcalf mide más de 1’90 y pesa más de 100 kilos y ha corrido 40 yardas en 4’33 segundos (95% en esta clase), más rápido que jugadores como Julio Jones, A.J Green u Odell Beckham Jr, ha saltado más de un metro en salto vertical (93% en esta clase), ha reventado el press con 27 repeticiones (99%, empatado con N’Keal Harry) y está en el 93% en el Broad Jump. Estos números son una absoluta barbaridad por si solos, pero si lo ponemos en el contexto de una clase de WRs tan absurda como la de este año son aún mejores.

DK Metcalf Spider Chart (mockdraftable.com)

Si bien sus números en el 3 Cone Drill y en las 20 yardas son muy malos (no llega al 5% en ninguno) tiene mucho merito moverse de la manera en como se mueve con su altura y peso, además de que cuando este en la NFL lo primero que harán con él es pedirle que baje su masa muscular y gane agilidad.

Después de esta Combine, todo el mundo habla de cómo ha cimentado su posición como uno de los mejores jugadores de todo el Draft en una de las mejores actuaciones que ha tenido un WR en bastante tiempo. Al menos, a nivel mediatico.

 

Noah Fant, TE, Iowa.

Fant llegaba con absolutamente 0 dudas en su perfil atlético, pero si quedaba alguna ya se encargó él de matarlas todas con sus ejercicios el sábado.

Noah Fant spider chart (mockdraftable.com)

Noah Fant mide 1’94 y pesa  113 kilos, corrió las 40 yardas en 4’50 justos (96%) y destrozó los drills de Conos y 20 yardas (95% y 80%, respectivamente) y fue uno de los mejores en los saltos, no solo de los TE, si no de la Combine entera. Además añadió 20 repeticiones en press, demostrando su fuerza física.

Fant es un absoluto monstruo atlético que ha acabado cimentando lo que muchos scouts y analistas opinan: que es el mejor Tight End de esta clase junto a su compañero T.J Hockenson y que puede y debe marcar diferencias si cae en el equipo correcto en la primera ronda de este próximo Draft, donde tras este fin de semana, tiene muchísimas posibilidades de acabar siendo elegido.

 

-Andre Dillard, OT, Washington State.

Daniel Jeremiah es muy buen analista y seguramente una buenísima persona, pero llamar a Dillard el mejor protector contra el pase de todo el Draft es ir un poco de «sobradete». Eso sí, Dillard es uno de los mejores tackles para desarrollar de toda la clase y no está ni cerca del segundo y atléticamente es uno de los alumnos aventajados también y lo ha demostrado en Indianapolis.

Andre Dillard spider chart (mockdraftable.com)

No solo fue muy rápido en las 40 (4’96, un 96% de todos los OL), si no que en los drills de posición y en los de salto (95% en los dos) y en agilidad (fue el mejor de todos los OL en la Combine) destrozó a sus rivales y su nombre ya está en la conversación de ser uno de los primeros OT elegidos en todo el Draft.

 

Garret Bradbury, iOL, North Carolina State.

Uno de los ojitos derechos de Route Running (número 1 de iOL en el Big Board general que tenemos) también fue el mejor línea ofensivo interior de toda la Combine y no estuvo ni cerca del segundo.

Garret Bradbury spider chart (mockdraftable.com)

¿Habia dudas con su atleticismo? Bradbury las despejó todas con sus drills de conos (91%) y su tiempo espectacular en las 40 de 4’92, que para un jugador que pesa más de 130 kilos es algo casi inaudito. Además, dominó completamente los drills de posición, saltó más que ningún otro iOL y cimentó en las entrevistas su status de primera ronda segura, donde cualquier equipo que necesite un Center (hola Baltimore Ravens) debería saber que Bradbury es una apuesta segura.

 

Perdedores:

-La totalidad de la clase de RBs menos Alex Barnes, Justice Hill y Miles Sanders.

Vale, esto es un poco trampa, pero es que había que hablar de ello, porque vaya tremenda decepción esta clase más allá de los tres nombres de arriba, sobretodo sabiendo que ninguno de esos es un RB de los top (quizá el que más se acerca es Sanders).

Empezaremos diciendo que corrieron lento, muy lento, muy muy lento. Elijah Holyfield hizo 4’78, Devin Singletary 4’66, David Montgomery 4’63…y así prácticamente todos. Vale que en tape ninguno es realmente explosivo, pero son tiempos muy decepcionantes para todos, especialmente para Singletary, que tampoco testeo demasiado bien en drills de agilidad a pesar de tener el record de tackles rotos de la NCAA esta temporada.

La clase de RBs de 2019 es mediocre y ninguno de los que se presuponían dispuestos a quitarle la corona a Josh Jacobs como RB1 han fallado miserablemente.

 

Greg Little, OT, Ole Miss.

Lo de Greg Little en este proceso pre-draft es equivalente a ser un gran estudiante en Bachillerato, llegar el primer año a la Universidad, pegarte la vida en fiestas y suspender hasta el recreo. Little tiene todo el talento del mundo y en tape se ha visto en flashes, pero es un jugador tremendamente vago en muchos aspectos y así se vio en la Combine.

Greg Little spider chart (mockdraftable.com)

Visiblemente fuera de forma, hizo tiempos horribles en absolutamente todas las pruebas menos el Broad Jump, a destacar un salto vertical lamentable y un tiempo en las 40 de los 5 más lentos en su posición. Pero donde de verdad demostró sus carencias fue en los drills de posición, donde estuvo tan fuera de lugar que los entrenadores le pidieron que repitiera hasta tres ejercicios.

Little tiene talento de primera ronda, pero lo que ha demostrado este fin de semana en Indianapolis hace temer lo peor a muchos scouts.

 

Riley Ridley, WR, Georgia.

Realmente podría nombrar a todo el grupo de Georgia en la Combine (Kirby, contrata a otro entrenador de condicionamiento, de verdad) pero no es justo con ciertos jugadores que llegaron lesionados al evento y se notó. No es el caso de Ridley, del cual en tape había dudas del atleta que era y demostró que es de la clase de parvulario, más concretamente.

Riley Ridley spider chart (mockdraftable.com)

Jugadores que han hecho el 3-Cone Drill mejor que Ridley en la Combine: el 90% de los invitados, incluidos jugadores que le sacan 70 kilos de peso. No solo eso, si no que su tiempo en las 40 fue mediocre (4’60) y sus saltos fueron decepcionantes, sobretodo el vertical, amén de no lucir nada fluido en los drills de posición y ser superado por prácticamente todos su rivales en la lucha por ser WR2 en esta clase.

Decepcionante Combine de los de Kirby Smart en su totalidad y de Ridley en particular.

 

Revelaciones:

-Miles Boykin, WR, Notre Dame.

Absolutamente sorprendente lo de Boykin en la Combine, porque había demostrado 0 atleticismo en Notre Dame, o al menos, no de este tipo, eso seguro. Fijaos si estaban sorprendidos que hasta los entrenadores y los scouts lo confundieron con J.J Arcega-Whiteside (una pena su no participación, esperemos que este a tope para el Pro Day de Stanford).

Miles Boykin spider chart (mockdraftable.com)

Boykin destrozó absolutamente todas las pruebas, saltando casi metro y medio en el salto vertical (99% en toda la combine, el número 1) y haciéndolo genial en las 40 (4’42, con su peso y altura es algo inaudito) y en todos los drills de agilidad, además de lucir muy bien en los drills de posición, con una mejorada técnica de catch en comparación con la que tenia en Notre Dame.

Boykin ha hecho tan buena Combine que muchos scouts (incluidos nosotros) vamos a revisar su tape en busca de este jugador y se ha podido cimentar un gran estatus como posible pick de Dia 2 para los equipos que busquen un WR alto para la Redzone y que pueda estirar el campo con su velocidad.

-Alex Barnes, RB, Kansas State.

Después de la Combine de Barnes, me fui a Twitter a buscarlo y la primera jugada que me encontré fue a él saliendo de un jump cut asfaltando un LB al bajar el hombro. Creo que traslada minimamente lo visto en los drills al campo.

Alex Barnes spider chart (mockdraftable.com)

Barnes fue toda una sorpresa para los presentes, ya que testeo como el mejor en prácticamente todas las categorías de los RBs (Justice Hill le ganó en las 40) y se le vio natural en drills tanto de carrera como de pase.

Un completo desconocido antes del jueves, Barnes va a hacer que muchos de nosotros nos pongamos partidos de Kansas State más allá de fijarnos en Dalton Risner y nos fijemos en el que puede ser uno de los underdogs en una clase más bien floja de corredores.

-Tyree Jackson, QB, Buffalo.

Jackson es el equivalente a Josh Allen (el del año pasado, no el de este) en cuanto a términos de físico en un QB, pero es que es hasta más exagerado: mide cerca de 2 metros, pesa 113 kilos y tiene un brazo que si te pega un guantazo te parte la cara en 8 trozos.

Tyree Jackson spider chart (mockdraftable.com)

Jackson testeó atléticamente muy por encima de lo esperado en todas las pruebas, fue el mejor de los QBs en todas las categorías y demostró su precisión en profundo en los drills de lanzamientos.

Tyree Jackson es un jugador que puede ser muy especial, atléticamente ya lo es, pero tiene que mejorar sus mecánicas y ajustar su fuerza de lanzamiento en medias y cortas distancias (los entrenadores le hicieron parar en el gauntlet porque lanzaba demasiado fuerte) pero que en una clase flojita de QBs puede verse aupado al Dia 2 como pasador a desarrollar.

-Foster Moreau, TE, LSU.

La clase de TE en general parece bastante sólida, si bien nadie aparte de Noah Fant destacó por encima de ningún otro en Indianapolis. Foster Moreau no parecía un nombre demasiado apetecible dentro de la clase pero nos calló la boca a más de uno y dos con su actuación, demostrando un atleticismo y una facilidad para atrapar todo tipo de lanzamientos que no había mostrado en su carrera en Baton Rouge.

Foster Moreau spider chart (mockdraftable.com)

No solo eso, si no que además lo hizo con nota: fue top 3 en casi todas las categorías referentes a agilidad entre TE, corrió un buen tiempo en las 40 y demostró que bloqueando pocos se le acercan en términos de uso de manos y esfuerzo.

 

Seguidnos en @RouteRunning

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *